«Monstruo de Lara» confesó todo sobre el asesinato de su familia

«Monstruo de Lara» confesó todo sobre el asesinato de su familia

Venezuela. José Vicente Aguilar Manzano, de 22 años de edad, quien asesinó brutalmente a sus padres y hermanas en El Degredo de Sanare, estado Lara, confesó a la policía por qué cometió este atroz crimen, por el cual sus propios vecinos lo llamaron «El monstruo de Lara».

Aguilar Manzano declaró a los funcionarios del Eje de Homicidios del Cicpc de la entidad crepuscular, que su padre Antonio Vicente Aguilar, de 56 años de edad, maltrataba físicamente a su madre, por lo que decidió acabar con su vida.

En horas de la madrugada del viernes 13 de agosto agarró un machete y fue hasta el cuarto donde dormían sus progenitores. Allí atacó primero a su padre, a quien decapitó de un machetazo, antes de hacerle lo mismo a su madre, Reina del Carmen Manzano, de 52 años; supuestamente para que no sufriera por la muerte de su esposo, reseñó el medio Cactus.

Asimismo, dijo que por el mismo motivo se fue a acabar con la vida de su hermana Yenny Carolina Manzano Aguilar, de 30 años. Sin embargo, la mujer despertó y trató de defenderse, sin éxito, del ataque que finalmente le causaría la muerte; tras varias heridas en sus brazos y pecho.

Llegada de su hermana embarazada

Tras amanecer, la hermana menor de José Vicente, María Isabel Manzano Aguilar, de 20 años; llegó a la vivienda como todas las mañanas, ya que era común que su esposo la dejara allí cuando iba a trabajar.

El hombre atacó también a su hermana con el machete, pese a que esta tenía seis meses de embarazo.

José Vicente movió los cadáveres de sus hermanas y el de su padre hasta un matorral en las afueras de la casa; mientras que el cuerpo de su madre lo dejó dentro de la vivienda.

Por su parte, las cabezas de sus progenitores también las arrojó fuera de la casa, y fueron encontradas diagonal a los cuerpos de su padre y hermanas.

El monstruo de Lara pudo ser detenido después de que un hermano, que no vivía allí, llegó de visita para encontrarse con esta dantesca escena; y buscara ayuda de los habitantes de la comunidad de El Degredo, quienes lograron neutralizarlo y amarrarlo antes de que llegaran las autoridades.

Fue entregado a funcionarios de la Policía del estado Lara quienes lo pusieron a la orden del Eje de Homicidios del Cicpc, donde confesó como cometió el crimen.

Extraoficialmente se pudo conocer que José Vicente Aguilar Manzano sufre de esquizofrenia y supuestamente tenía más de seis meses sin tomar sus medicamentos; y varios días sin dormir, lo que hizo que sus ataques de ira fueran frecuentes hasta que se dio el triste desenlace.

Fuente: Caraota Digital

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here